SANA TU CUERPO SANANDO TUS EMOCIONES

En mi rol como Coach en Desarrollo Personal y Health Coach, escucho muchas historias desgarradoras. Durante aproximadamente 10 años he trabajado asistiendo a personas para que traten de recuperar su salud, revisando sus historias de dolor.

Después de escuchar los problemas de la gente durante tantos años, aprendí que cuando puedo crear suficiente seguridad para el que sufre, me será revelada una historia subyacente, una historia que en esencia trata de dar o recibir amor. Y si yo, como Coach de Salud y Vida, puedo percibir al significado oculto de la enfermedad al abrirse, entonces la curación puede comenzar.

Como se pueden imaginar, buscar las raíces emocionales de la enfermedad de un paciente no es algo sencillo, siempre hay hilos que desenredar cuando el caos es inminente al tratar de tejer la historia de vida de una persona.

Por otro lado, entendiendo que la responsabilidad de un médico convencional es aliviar los síntomas: posiblemente recetar un calmante para el dolor de cabeza; agregar un bloqueador de ácido para eliminar la acidez estomacal; espolvorear sobre un inhibidor selectivo de la recaptación de serotonina para aliviar la depresión.

En esta era de atención administrada, en la que una de cada cuatro visitas al médico dura menos de diez minutos, proporcionar alivio sintomático para el dolor de una persona es una tarea práctica y digna. Hay un valor indiscutible en la disminución de los síntomas de angustia, y no es mi intención menospreciar cualquier enfoque que alivie el sufrimiento de la humanidad. Sin embargo, he logrado comprender que la enfermedad presenta una oportunidad más profunda para la curación y la transformación, que echamos de menos cuando nos centramos en el alivio de los síntomas.

Escuchando las historias

Al igual que un niño pequeño, el cuerpo comunica sus necesidades de una manera relativamente simple y directa. Ya sea que quiera alimento, afecto, nuevas experiencias, tiempo para descansar o una oportunidad para liberar toxinas, su cuerpo genera sensaciones para llamar la atención. Cuando escuchas estas señales y abordas las necesidades básicas que representan, tu cuerpo responde produciendo sustancias químicas de comodidad. Cuando no escuchas el mensaje de tu cuerpo, se vuelve más ruidoso. Si a pesar de sus mejores esfuerzos, su cuerpo no puede llamar su atención, puede dejar de hablar por un tiempo, pero cuando vuelva a saber de él, no será ignorado.

Cuando un médico «arregla» a alguien sin explorar el significado oculto de la enfermedad, los síntomas pueden disminuir, pero las necesidades no satisfechas persisten y la salud física y emocional de una persona sigue siendo vulnerable. Los dolores de cabeza de una migraña pueden ser menos intensos con la medicación, pero su insomnio se vuelve más problemático. Los analgésicos recetados para reducir el dolor de espalda de un abogado conducen a una escalada de sus quejas digestivas. La supresión de la ansiedad de una madre que se queda en casa con las drogas farmacéuticas cambia su enfoque a la fatiga crónica. El cuerpo está tratando de decirnos algo, pero en lugar de escuchar, la tendencia de la medicina convencional es usar drogas como barreras de sonido más efectivas.

Si hubiera pastillas que pudieran curar la ansiedad, el alcoholismo, la obesidad o el síndrome del intestino irritable sin efectos secundarios significativos, habría pocas razones para no tomarlos. Tristemente, hay algunas condiciones que causan sufrimiento humano que se han rendido a nuestro enfoque de «píldora para cada enfermedad». En la gran mayoría de los casos, los medicamentos disminuyen pero no eliminan los síntomas y, a menudo, tienen efectos secundarios que son tan angustiosos, y a veces tan peligrosos, como la enfermedad que estamos tratando.

Una alternativa

¿Cuál es la alternativa? La palabra alternativa conlleva mucha carga emocional en el cuidado de la salud en estos días. Desde la perspectiva de la medicina convencional, la alternativa implica intervenciones no probadas que evitan que las personas acepten una atención efectiva. Desde la perspectiva del profesional de la salud alternativa, la palabra implica terapias individualizadas que alivian la enfermedad, incluso si no han sido sometidas a un escrutinio científico riguroso.

Tengo una perspectiva diferente. Aunque adopto cualquier enfoque que pueda proporcionar alivio a su cuerpo, mente o alma, soy cautelosa con las intervenciones que retienen el poder en las manos del profesional de la salud, ya sea un médico, un quiropráctico o un herbolario. Me complace que un tratamiento de acupuntura, un remedio homeopático o un suplemento nutricional alivie el desorden intestinal funcional o los dolores de cabeza de alguien; sin embargo, me pregunto cuánto tiempo puede durar el indulto si la conciencia y la curación de la turbulencia subyacente cuerpo-mente no acompañan al alivio. Si una persona no aprende a sanar la herida profunda del amor, surgirá otra expresión de la historia subyacente.

Responsabilidad sin culpa

Rara vez hay una explicación simple para la enfermedad física o emocional, y buscar la historia más profunda -el subtexto de la enfermedad, si se quiere- no significa atribuirle culpa cuando su cuerpo se enferma o su mente se angustia. Buscar la respuesta de por qué la gente se enferma solo tiene valor si conduce a pensamientos, sentimientos y conductas más productivas. Lo último que necesita una persona que sufre es la carga adicional de pensar que causó su enfermedad o podría haberlo evitado si hubiera tomado otras decisiones. La responsabilidad y la culpa no son lo mismo. Uno eleva y potencia, el otro se debilita y agota.

Los problemas físicos o emocionales serios son agotadores, pero cuando la gente está dispuesta a ver la historia detrás de su enfermedad, hacer el trabajo de liberar las emociones tóxicas que han estado cargando y comenzar a pensar y hacer las cosas de otra manera, se produce la curación y la transformación.

La esencia de la responsabilidad es reconocer que, independientemente de lo que haya sucedido hasta ahora, somos capaces de tomar nuevas decisiones que pueden mejorar nuestra situación en el futuro. Siempre tenemos la capacidad de responder de formas creativas que permiten que surja algo nuevo, que se desarrolle la curación.

«El dolor emocional ingresa a nuestros corazones y nos enferma. Para recuperar la salud genuina, debemos ser libres para poder amar”.

Sanando desde adentro

“El amor que negamos, es el dolor que llevamos”

-Ale Colier-

Reconocer nuestras heridas y expresar nuestros sentimientos de dolor y miedo es fundamental para sanarnos, la vida es demasiado corta para permitir que las violaciones, pérdidas, malentendidos, distorsiones y desilusiones del pasado dicten cuál será nuestra trayectoria de ahora en adelante. Por naturaleza, somos seres creativos capaces de escribir una historia de amor digna de ser vivida, y no podemos desperdiciar la oportunidad de tener relaciones enriquecedoras. Si estamos dispuestos a deshacernos de la piel restrictiva que nos impide conocer nuestra verdadera naturaleza, podemos recuperar nuestro derecho de nacimiento como seres de amor. Es con este objetivo que te doy la bienvenida a este viaje hacia la libertad emocional, que descansa en el corazón de la verdadera sanación.

Te invito a participar del taller Sana tu Corazón – Sana tu Vida

Comparte este post con tus amigos

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Email
Picture of Alejandra Plaza

Alejandra Plaza

Proximo taller

Meditación con Sonido Primordial

Meditación

Post relacionados

El Yoga de la Abundancia

enero 24, 2024
El Yoga de la Abundancia
Aunque parezca sorprendente unir estas dos palabras, YOGA y ABUNDANCIA tienen mucho en relación. Entendemos al yoga en occidente como una actividad física, algunos la reconocen hasta como un deporte, otros como un medio para relajarse; pero el yoga no es eso, es mucho más que una actividad meramente física, es más bien una actividad y un estado de la conciencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TODOS LOS CHAKRAS

CHAKRA 7 SAHASRARA

CHAKRA 6 AJÑA

CHAKRA 5 VISHUDDHA

CHAKRA 4 ANAHATA

CHAKRA 3 MANIPURA

CHAKRA 2 SVADHISHTHANA

CHAKRA 1 MULADHARA